Connect with us

Comunales

Banco con matriz en España realiza proyecto para restaurar áreas degradadas en sector de Canela

Publicado

el

El cuidado del medio ambiente y la lucha contra el cambio climático se han convertido en pocos años en uno de los grandes valores de las empresas. Así, cada día, son muchas las iniciativas puestas en marcha por compañías de todos los sectores destinados a proteger el planeta de un sinfín de amenazas. Una de ellas es el vertido de residuos como el plástico, presente en todo tipo de productos de uso diario y que están contaminando ríos, océanos, mares y playas de todo el mundo.

Conscientes de esta situación, hace tres años, el Grupo Santander puso en marcha su programa ‘Natura’con el que pretende concienciar, a través de la recogida de estos materiales de deshecho y otras acciones, sobre el cuidado del medio ambiente . Para ello, moviliza no solo a empleados de la entidad, sino también a familiares, voluntarios y colaboradores. Desde su puesta en marcha, más de 700 empleados, junto a sus familias, han participado en acciones como la limpieza de playas en Galicia y Asturias, la plantación de árboles en Zaragoza o en Toledo y la recogida de plásticos y basura en riberas de ríos como el del Tormes, el Saja o el Guadiana. El resultado: la retirada de más de una tonelada de residuos. Una de sus últimas acciones se ha desarrollado en la playa de Zarautz, donde más de 100 colaboradores han participado en una jornada de limpieza y recogida de plásticos.

Según datos facilitados por la entidad, se calcula que cada año mares y océanos reciben hasta 8 de millones de toneladas de basura y, aunque se desconoce la cifra exacta que corresponde a los plásticos, se estima entre 5 y 50 billones de fragmentos.

Pero las acciones del grupo trascienden nuestras fronteras : “Próximamente, en Polonia, vamos a poner en marcha un proyecto para conservar una amplia zona protegida del país con más de 16 hectáreas ; en Chile participamos en el Proyecto Parque el Durazno que tiene como objetivo restaurar áreas degradadas y proteger el ecosistema de un sector de la Comuna de Canela para controlar la erosión e implementar corredores biológicos para su fauna nativa ; o en Brasil, donde recientemente firmamos un acuerdo histórico con Bradesco e Itaú Unibanco para el desarrollo sostenible y la preservación de la Amazonia”, explica Federico Gómez, director de Sostenibilidad del Banco Santander.

Dentro de la estrategia para contribuir a la preservación del medio ambiente, la entidad financiera anunció el pasado mes de febrero el objetivo de alcanzar las cero emisiones netas de carbono en todo el grupo en 2050, en línea con los Acuerdos de París. “En Santander ya somos 100% neutrosencarbono en nuestra propia actividad desde finales de 2020, pero también queremos alcanzar este objetivo para todas las emisiones de nuestros clientes, derivadas de cualquiera de los servicios de financiación, asesoramiento o inversión que ofrece el banco”, señala Gómez.

Para cumplir ese objetivo en 2050, las dos primeras medidas que adoptarán son “dejar de dar servicios financieros a clientes de generación de energía eléctrica cuyos ingresos dependan en más de un 10% del carbón térmico en 2030 y, también para ese mismo año, eliminar por completo nuestra exposición a la minería de carbón térmico en todo el mundo”, destaca el director de Sostenibilidad de Santander. Añade, además, que para la entidad lo más importante es cómo contribuye en la transición a una economía más verde.

En este sentido, Gómez apunta que “ya el año pasado, Santander CIB fue líder mundial en financiación de energías renovables ayudando a financiar proyectos de nueva creación (greenfield) de este tipo de energía con una capacidad total instalada de 14 mil megavatios (MW), suficiente para suministrar energía a 10,3 millones de hogares y evitar la emisión de 60 millones de toneladas de CO2”, detalla. El objetivo desde 2019, según apunta, “es financiar o facilitar la movilización de 120.000 millones de euros en financiación verde hasta 2025 y de 220.000 millones hasta 2030 e incluye, entre otros, financiación de proyectos, préstamos sindicados, bonos verdes, financiación de capital y exportaciones y asesoramiento”.

Y finaliza : “Durante los últimos 10 años hemos sido el único banco que siempre ha estado entre los 10 primeros financiadores en renovables, tanto en volumen como en número de operaciones”.

PARQUE EL DURAZNO

El Parque Hacienda El Durazno es un área de conservación de 6.965 hectáreas ubicada en el sur de la región de Coquimbo, en la comuna de Canela, perteneciente a la provincia del Choapa. Está en una zona de transición entre el desierto por el norte y la región mediterránea por el sur, por lo que es una zona muy biodiversa pero a la vez vulnerable al cambio climático y a las intervenciones humanas. En sus paisajes dominan diversos cerros y quebradas, donde destaca la cumbre más alta de la zona que alcanza los 2077 m.s.n.m., el cerro Llampangui que le da el nombre a una Fundación, que significa “altar de pumas” en mapuzungun.

Este proyecto de conservación implica una superficie de 250 hectáreas, resguardadas por barrancos, altas cumbres y un cerco de 3,8 kilómetros con corredores biológicos para fauna nativa. Dentro del parque, se conectarán cuatro bosquetes y sus áreas de amortiguamiento con el centro de guanacos, además de un sistema hídrico y que estará bajo la supervisión de la Fundación.

“Esta innovación de Banco Santander ha sido un intermediario entre las voluntades de sus clientes que quieren conservar y hacer una contribución a la captura de carbono, particularmente en una zona árida, y quienes trabajamos en terreno en proyectos concretos de conservación”, declaró Manuel Pinto, presidente de la Fundación Llampangui en el año 2020.

Los clientes aportaron a través de Huella Santander el 57% de los recursos invertidos y el restante 43% lo aportó el banco.

Seguir leyendo
Comentarios

Leave a Reply

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

OPRCoquimbo
NubeCenter

Facebook

Twitter

Lo más leído